Los sindicatos AFE, UGT y Futbolistas ON y los clubes de la Primera Iberdrola acercaron este lunes sus posturas y fijaron el 20 de diciembre como fecha probable para la firma del primer convenio colectivo del fútbol femenino español, lo que conlleva el consiguiente desbloqueo de la huelga iniciada por las jugadoras el pasado fin de semana.

“Tras el acto de la jornada de huelga, se ha llegado a un acuerdo para trabajar en la propuesta” de mediación de la Dirección General de Trabajo, informó el sindicato de jugadores AFE en un mensaje de Twitter. Las jugadoras llevaron a cabo una huelga este fin de semana, que provocó que no se jugara ninguno de los ocho partidos de la novena jornada de la liga femenina.

Las jugadoras piden un salario mínimo de 16.000 euros (para una jornada a tiempo completo) y un contrato a tiempo parcial mínimo del 75% de la jornada laboral, lo que se traduciría en un suelo mínimo de 12.000 euros. En cambio, los clubes rebajaban esa parcialidad al 50% con lo que ofrecían un salario mínimo de 8.000 euros.

“Las futbolistas han logrado con su jornada de huelga que se quite la línea roja del 75% de parcialidad laboral y los 16.000 euros anuales de salario mínimo”, afirmó AFE, dando a entender que los clubes estarían dispuestos a negociar en torno a sus demandas. La Asociación de Clubes de Fútbol Femenino consideraba hasta ahora que las entidades más modestas no podían afrontar las peticiones de las jugadoras sin un aporte adicional de recursos.